Secretos naturales

10 Técnicas para liberar la ira.

¿Cómo podríamos describir la rabia? Como una “gripe psicológica”. Una reacción que nos puede hasta inmovilizar. Ante las frustraciones una respuesta, una especie de locura temporal, pero al final, locura igual.

Si entendemos la ira de esta manera llegar a debilitarnos y nos produce una serie de reacciones adversas como hipertensión, palpitaciones, úlceras, cansancio, insomnio e incluso podría afectar nuestro sistema digestivo. En el ámbito psicológico influye en la comunicación y las relaciones interpersonales.

Pero la ira es un sentimiento normal del ser humano, a veces incluso necesario. Un momento que necesita de aflojamiento, de desahogo para obtener resultados positivos. Es decir, de cierta manera es útil una rabia bien elaborada pero que gatille en una serie de acciones positivas en nuestra existencia.

Una rabia bien conducida puede llevar a una más sana y mejor calidad de vida.

De todas las emociones que vivimos, la rabia es una de las más confusas, complejas y dañinas. Es una emoción violenta, agresiva, que nos mueve nuestras energías en cantidades inesperadas y pone en acción o en crisis nuestra capacidad de pensar y reaccionar. Para aprender a transformarla en algo positivo, es necesario aprender a trabajarla, procesarla con calma y con sabiduría.

ira

Veamos:

Respiración para disminuir la ansiedad: ponga una mano en su estómago, tome aire suave y lentamente inspirando por la nariz, retenga 5 segundos y exhale. Sienta como sus pulmones se llenan y como su vientre se hincha levantando su mano. Este sencillo método reduce los niveles de descontrol y recupera la calma.

Dígale STOP a los pensamientos negativos: fije su vista en un objeto e intente describirlo mentalmente con todos sus detalles, formas, texturas, colores, etc. Luego cuente de 100 hacia atrás de siete en siete. Con esto, su atención estará en estas tareas, desviando el sentimiento de la ira.

El ejercicio como vía de escape: la actividad física puede controlar la ira al liberar las emociones, especialmente si está a punto de explotar. Ir al gimnasio o a correr, andar en bicicleta, elija lo que a usted le guste hacer. Irá eliminando progresivamente mayor cantidad de endorfinas, las que harán que olvide el motivo de su rabia.

Obtenga espacio: frente a una situación que le ocasione conflicto o una discusión acalorada con otra persona, aléjese un momento, es aconsejable. Para tener el control de la ira, tómese un descanso de la persona con la cual está enojado hasta que las frustraciones desaparezcan de a poco.

Exprese su enojo asertivamente: cuando los ánimos se hayan calmado y esté tranquilo, hable de lo que pasó. Es saludable expresar su frustración de una manera no confrontacional.

Identifique soluciones al problema: en vez de enfocarse en lo que le vuelve loco (a), enfóquese en cómo controlar la ira, trabaje con la persona que lo enfureció y resuelva el asunto en cuestión.

Piense antes de hablar: es muy probable que de no ser así, pueda decir algo de lo que después se arrepentirá. No olvide que el objeto principal de controlar la ira es evitar dañar a los demás.

El humor es de mucha ayuda para relajarse: una excelente técnica para liberar tensiones y controlar la ira es reírse de uno mismo o de la situación que transitamos. Alivianar la tensión puede ayudar a relajarnos.

Al describir el problema, sea directo: asuma el rol principal: yo. Esto evitará criticar o culpar porque la otra persona podría quedar enojada o resentida y aumenta la tensión. Ejemplo: yo estoy molesto porque no ayudaste en casa, en vez de “tú debiste haber ayudado”.

Practique técnicas de relajación: aprenda a relajarse y elimine el estrés, esto también ayudará a controlar el temperamento cuando parece que va a explotar. Métodos comprobados de alta eficacia para controlar la ira son: escuchar música, escribir un diario, hacer ejercicios y meditar.

Siempre esperando que nuestros artículos sean un aporte en tu vida, decimos hasta la próxima.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *